Dos años de prisión por golpear a un árbitro de fútbol

REGIONALES 20 de marzo de 2019 Por Redacción
Esta fue la pena solicitada por el Fiscal Carlos Vottero en relación a la agresión en perjuicio de Silvio Ruiz en un partido jugado en el año 2016.
IMG_20190320_215245

En la mañana de este miércoles comenzó un Juicio Oral y Público en el que se Juzga el accionar de Leonardo V. El hecho fue caratulado por el órgano acusador como lesiones leves dolosas agravadas por ser cometidas en un espectáculo deportivo. 


En sus alegatos de apertura el Fiscal Carlos Vottero, expuso que en fecha 4 de septiembre de 2016 se desarrollaba el clásico local entre Quilmes y Sportivo Norte cuando a los 42 minutos del primer tiempo se da una agresión del jugador Leonardo V. en perjuicio del árbitro Silvio Ruiz. Según lo relatado el jugador increpó al juez y los agredió físicamente en el rostro generando heridas cortantes. Producto de este hecho el encuentro no se reanudó y Ruiz debió ser trasladado al hospital local. En relación a lo sucedido el representante del Ministerio Público de la Acusación solicitó la pena de 2 años de prisión producto de unificación de penas ya que el acusado cuenta con un antecedente condenatorio. Por último, el Fiscal manifestó que a lo largo de las audiencias los testigos acreditarán lo sucedido además de presentar material audiovisual. 


Por su parte, la abogada defensora, Amalia Cassina, manifestó que en la justicia no todo es tan lineal y que si el acusado cuenta con una condena previa no necesariamente debe cumplir con una condena de cumplimiento efectivo. Por último, hizo referencia a una pena irracional e innecesaria motivo por el cual solicitará la absolución de su defendido 

Luego de los alegatos de apertura, comenzó la ronda de testigos aportados por Fiscalía y el primero en prestar declaración fue quien se desempeñó en ese partido como primero Juez de Línea. Este acreditó el hecho y manifestó que desde su lugar alcanzó a ver que antes de que el árbitro saque su tarjeta el jugador le propinó golpes de puño en el rostro generándole un corte. 

Luego fue el turno de los jugadores quienes dieron cuenta del hecho, algunos observándolo desde muy cerca y otros desde otra parte de la cancha, pero todos coincidieron en que existieron los golpes y que el jugador se encontraba muy nervioso. 

Finalmente fue el turno de la víctima, Silvio Ruiz, quien en primera persona contó lo sucedido ese 4 de septiembre de 2016. “El hecho fue muy importante, me cambió la vida, las imágenes recorrieron todo el país y no solo se me expuso a mi sino también a mi familia”. “Yo ese día suspendí el partido porque no estaba en condiciones emocionales de continuar”. 

Además, explicó que le costó mucho volver a ejercer la actividad: “A los 15 días volví a dirigir y lo único que me decían los jugadores era que cobre bien o me iba a pasar lo mismo que ese día. Es más hasta el día de hoy me lo dicen”, explicó Ruiz. 

Por último, la víctima manifestó que el no aceptó el resarcimiento económico ofrecido en su momento ya que pretende generar un precedente. "Quiero que nadie que tenga un mal día pueda agredirnos o transgredir las reglas”, cerró su declaración. 

Te puede interesar