HABLAMOS CON LA JUEZA DE MENORES LAURA LENCINA

LOCALES 11 de febrero de 2020
La magistrada tiene a cargo la causa de un joven de 17 años acusado en Pilar del robo a un domicilio en ausencia de sus propietarios. La Dra desconocía los hechos del último domingo en despensa y cumpleaño de 15.
lencina

En el mediodía de hoy martes, tuvimos una comunicación telefónica con la Dra Laura Lencina, Jueza de Menores de la ciudad de Rafaela, de donde depende la localidad de PIlar judicialmente. 

Sin dar nombres propios, para resguardar al menor implicado (entienda el lector que por ley se los debe resguardar los datos de menores en su totalidad), nos reconoció que hasta el momento hay un solo detenido desde el domingo y se trataría de un chico de 17 años con serios antecendentes. "es el principal sospechoso por el robo a un domicilio de calle Rivadavia en los últimos días del mes de enero, cuando sus propietarios estaban de vacaciones en la costa argentina. Recién hoy tuvimos la primer audiencia y permanece desde el Domingo a la fecha en alcaidía. Debemos aún analizar la situación y que haremos con él, no sabemos aún cual será el próximo paso"

Consultamos por el otro chico que también fue detenido el domingo y la jueza desconocía del tema: "Acá llegó solo uno y es quien está acusado por el robo a este hogar en ausencia de la famiila, no sabemos nada en este juzgado sobre otros hechos provocados por él u otros menores en los últimos días en Pilar" 

Parece ser entonces que el robo de la despensa donde habrían actuado 2 jóvenes a mano armada (arma blanca) no estaría en esta misma carpeta judicial. Incluso sabemos que uno de ellos fue liberado ese mismo domingo de comisaría sexta ante el pedido de su madre. 

Aprovechamos también a hablar con Lencina sobre la baja de edad en la punibilidad, ya que era un proyecto a salir en 2019 y al que ella misma hizo referencia en una nota realizada por medios locales justamente hace un año atrás: "quedó todo en la nada. Fue una idea del ex ministro Garavano que a nivel nacional quedó trunca. Hoy este problema de inseguridad y menores lo tenemos en todos los rincones de la provincia y el país, no solo en Pilar o en Rafaela. Mientras tanto tenemos que trabajar con las leyes vigentes" . 

Agradecemos a la Dra por la atención telefónica y nos ponemos a disposición para difundir lo que haga falta comunicar con respecto a éste u otros casos que impliquen a menores de edad. 

En cuanto al hecho por el que este joven está detenido

Investigaciones policiales, con mucho ayuda de vecinos del pueblo que fueron aportando datos, llegaron a descubrir que en la casa de la abuela de este menor, ubicada en el predio del viejo ferrocarril sobre el lado sur, yacían elementos sustraídos en la casa de familia, como por ejemplo una mochila del hijo mayor de la misma. 

Se investiga también si con el dinero sustraído, habría comprado entre otras cosas, una motocicleta marca HONDA WAVE con la que testigos lo vieron moverse en las últimas semanas (imaginamos que deberían estar investigando a quien se la compró o de donde la sacó, ya que si fue en el mercado negro, seguramente se solucionen por ese camino otros hechos delictivos anteriores con motos o bicicletas que nunca más aparecieron)

Desde hace unos días, este chico tenía orden de captura provincial pero sorpresivamente no había orden de allanamiento para ingresar de una buena vez al domicilio para atraparlo. Por eso mismo no podían dar con su paradero, hasta justamente el domingo, un día caldeado en cuanto a comentarios y quejas de la gente en la localidad tras el robo violento a la despensa y las amenazas a jóvenes que salían de un cumpleaños de 15.  Pero como dijimos antes, estos hechos no están en consideración de la Jueza de Menores, hasta nuestro llamado no estaba enterada de los mismos. 

TEMA DENUNCIAS

Acá encontramos uno de los grandes deficits de este gran problema: la gente habla o se queja mucho (y con razón seguramente) pero no efectúa denuncias. Un policía no puede salir a poner preso a una persona solo porque alguien le dice por teléfono que lo estuvo molestando o que tocó un picaporte. Debe haber una denuncia de por medio, firmada como corresponde y con ella exigir que se actúe como corresponde. 

Lo mismo pasa con los menores. Son muchos los reclamos, pero pocas las denuncias efectivas sobre ellos o sus actos. Habría que analizar luego si esto sucede por desgano, por comodidad, por miedo o porque se pierden todas las esperanzas de resolución del problema. 

También hay personas que acusan que en comisaría no le toman las denuncias o "les dan vueltas" para hacérselas firmar. Cada uno deberá saber dónde reclamar si esto realmente sucede. Nos parece raro que una jueza de menores no sepa sobre los hechos ocurridos en la mañana del domingo, los cuales podrían tener que ver con este menor, ya que según testigos del barrio (que no sabemos si han aportado a la causa de la despensa) habrían huido en una motocicleta similar a la antes mencionada. 

Tampoco sabemos si la gente que reclama sobre la presencia de jóvenes con un arma de fuego en actitud desafiante, en la vereda del salón del CAP tras finalizar un cumpleaños de 15, han efectuado denuncias al respecto y si las mismas fueron elevadas a fiscalía para que se investiguen los hechos más a fondo. O solo quedaron en comentarios o audios en redes sociales o grupos de whatsapp. 

Lo que si sabemos es que las denuncias son más que importante en cada uno de los casos y ante cada uno de los delincuentes que las van sumando en su expediente. Pero si no las formulamos o  no las suben donde corresponde, estamos en un camino sin fin. 

RECORDAMOS EL REGIMEN PENAL DE LA MINORIDAD - LEY N° 22.278

En la Argentina, según el Régimen Penal de Minoridad promulgado en 1980 durante la dictadura militar, esta edad se estableció en los 16 años, es decir, que los menores de esa edad no pueden ser juzgados.

Sin embargo, los adolescentes de entre 16 y 18 años tampoco son juzgados por el mismo sistema que los adultos. Sólo son punibles (es decir, que merecen castigo) aquellos que cometan delitos con penas mayores a dos años (por ejemplo, homicidios dolosos) pero recién a los 18 pueden empezar a cumplir su pena en una cárcel. Hasta ese momento, estos menores pueden estar privados de su libertad en institutos especializados o centros cerrados. 

Veremos que decide la Jueza esta vez, ya que la última vez que tuvo a este menor detenido en 2019, lo liberó porque estaba en condiciones de relacionarse nuevamente con la sociedad. Desde esa fecha, el Servicio local de niñez adolescencia y familias de la Comuna de Pilar, ha apoyado al joven a terminar los estudios primarios, brindó apoyo psicológico y hasta ha intentado involucrarlo en un régimen laboral en el taller de reciclado sin éxito alguno. 

Te puede interesar